Portada » El Escándalo Pegasus: Revelaciones Impactantes sobre el Espionaje en México

El Escándalo Pegasus: Revelaciones Impactantes sobre el Espionaje en México

En un giro asombroso, el ex presidente de México, Enrique Peña Nieto, se encuentra en el ojo del huracán tras ser acusado de ordenar el espionaje de destacados empresarios y periodistas utilizando el polémico software Pegasus. La revelación, surgida en el marco del primer juicio en México por el presunto uso ilegal de este programa, ha dejado al país estupefacto y ha generado un profundo cuestionamiento sobre la privacidad y el abuso de poder.

Según la información presentada por el portal Aristegui Noticias, un testigo protegido apodado ‘Zeus’ ha brindado declaraciones explosivas que apuntan directamente a Peña Nieto como el instigador principal de estas prácticas de espionaje. El testigo afirma que el presidente mexicano en ese entonces, conocido como ‘El Patrón’, dio instrucciones directas al dueño de la empresa KBH, Uri Ansbacher Bendrama, para espiar a los ‘objetivos’ señalados.

Lo más sorprendente de estas acusaciones es la inclusión de nombres de empresarios destacados en la lista de los espiados. Carlos Slim, el magnate mexicano considerado durante mucho tiempo como el hombre más rico de América Latina, y Germán Larrea, director del Grupo México, la empresa minera más grande del país, figuran entre los afectados. Estas revelaciones arrojan luz sobre la magnitud del alcance del espionaje, alcanzando a figuras no solo del ámbito periodístico sino también del empresarial, lo que plantea interrogantes fundamentales sobre los límites del poder presidencial.

Carlos Slim y Enrique Peña Nieto en un evento en la Ciudad de México, 24 de marzo de 2017. Agencia EL / Legion-Media

El modus operandi, según ‘Zeus’, involucra la utilización de Pegasus para monitorear más de 1,500 objetivos, cuyos datos eran posteriormente enviados al Centro Nacional de Inteligencia (CNI). Estos registros contenían información detallada, desde números telefónicos hasta ubicaciones, fotografías y grabaciones, revelando la extensión intrusiva de las operaciones de espionaje.

El testimonio del testigo no solo señala a Enrique Peña Nieto, sino también implica a otros altos funcionarios de su administración en el escándalo. El exsecretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, y el exdirector del CISEN, Eugenio Imaz Gispert, son acusados de solicitar espionaje ilegal, agregando capas adicionales de complicidad gubernamental en este caso.

Este escándalo no es la primera vez que Pegasus está en el centro de la controversia. En 2021, una investigación periodística global reveló que el Gobierno de Peña Nieto había adquirido el software para espiar miles de celulares de activistas de derechos humanos, periodistas y políticos. La magnitud de esta operación, que se conoció como el ‘Pegasus Project’, sacudió a la opinión pública y planteó serias dudas sobre la ética y legalidad del uso de tecnologías de vigilancia por parte de gobiernos.

En México, la lista de víctimas abarca periodistas prominentes como Azam Ahmed, Salvador Camarena, Carmen Aristegui y Carlos Loret de Mola, así como columnistas cercanos a Peña Nieto. La diversidad de los afectados destaca la naturaleza indiscriminada de las acciones de espionaje, que se llevaron a cabo sin considerar si existían órdenes judiciales.

Este escándalo no solo pone en tela de juicio las prácticas del gobierno de Peña Nieto, sino que también plantea preocupaciones más amplias sobre la privacidad y la seguridad de los ciudadanos en la era digital. La revelación de que un software de espionaje, inicialmente diseñado para combatir el crimen, se haya utilizado con fines políticos y personales es motivo de alarma y exige una revisión profunda de las políticas de vigilancia en México y en todo el mundo. En un momento en que la tecnología avanza a pasos agigantados, la protección de los derechos individuales se vuelve más crucial que nunca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *