Portada » Crisis humanitaria en Etiopía: Muertes por inanición en Tigray y Amhara reveladas por el «ombudsman» nacional

Crisis humanitaria en Etiopía: Muertes por inanición en Tigray y Amhara reveladas por el «ombudsman» nacional

En una sorprendente admisión de la cruda realidad que enfrentan las regiones de Tigray y Amhara en Etiopía, el «ombudsman» nacional informó el martes que al menos 400 personas han perdido la vida debido a la hambruna en los últimos meses. Este caso se presenta como un hecho inusual, ya que un organismo federal reconoce oficialmente la existencia de fallecimientos por inanición, a pesar de los intentos previos del gobierno de Etiopía de desestimar tales informes como «completamente erróneos».

Anteriormente, funcionarios locales habían alertado sobre muertes por inanición en sus distritos, pero el gobierno central había negado la veracidad de esos informes. La Oficina del Defensor de los Derechos Humanos de Etiopía intervino enviando expertos a las regiones afectadas, donde la sequía asfixia a la población y las secuelas de una guerra civil devastadora persisten incluso 14 meses después de su conclusión oficial.

Los expertos enviados por la oficina determinaron que, en los últimos seis meses, 351 personas han fallecido a causa de la hambruna en Tigray, mientras que otras 44 personas perdieron la vida en la región de Amhara. Estas cifras revelan la magnitud de la crisis humanitaria que asola estas áreas, donde la falta de acceso a alimentos es una realidad angustiosa.

Según un boletín humanitario al que The Associated Press tuvo acceso, solo una pequeña fracción de la población necesitada en Tigray está recibiendo ayuda alimentaria. Este sombrío panorama persiste a pesar de que las organizaciones humanitarias retomaron las entregas de grano hace más de un mes, tras una prolongada suspensión provocada por un incidente de robo.

La combinación de sequía, las cicatrices de la guerra civil y la falta de acceso a la asistencia alimentaria ha creado una situación desesperada para miles de personas en Tigray y Amhara. La comunidad internacional está llamada a responder ante esta crisis humanitaria, mientras la población afectada lucha por sobrevivir en medio de condiciones extremadamente difíciles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *